BANCADA DC EMPLAZA AL GOBIERNO A ASUMIR, “SIN EXCUSAS NI MANIOBRAS, EL URGENTE DRAMA DE LAS PENSIONES EN CHILE”

BANCADA DC EMPLAZA AL GOBIERNO A ASUMIR, “SIN EXCUSAS NI MANIOBRAS, EL URGENTE DRAMA DE LAS PENSIONES EN CHILE”, PIDIENDO NO SEPARAR LA REFORMA DE PENSIONES

Parlamentarios DC pidieron no separar el proyecto de Pensiones pues ello, afirman, “impedirá abordar el real drama de tres millones de chilenos que hoy reciben pensiones miserables; es un imperativo ético mejorar estas jubilaciones hoy, incorporando el concepto de solidaridad”.

Los diputados de la Democracia Cristiana, encabezados por su jefe, diputado Gabriel Ascencio, acordaron hoy por unanimidad, hacer público su emplazamiento al Gobierno para no dividir el proyecto de pensiones y “avanzar en forma urgente a una solución para los más de tres millones de pensionados en el país, siendo ésta una de las principales demandas que, con justicia, reclaman los chilenos y chilenas a lo largo de Chile. Aquí no hay espacio para soluciones a medias”.

Para la bancada, además, es “indispensable que tanto la reforma de pensiones como la tributaria dialoguen para poder contar con los recursos necesarios para la solución que el estado debe dar a los pensionados.  El acuerdo tributario que se conversa en el Senado, así como se ha señalado, no es suficiente para esta gran demanda; por el contrario, es insuficiente y francamente inaceptable “, señaló Ascencio.

Por lo anterior, la bancada DC señaló que:

  1. Encontramos inconveniente dividir el proyecto.
  2. a) El acuerdo entre la Bancada de Diputados DC y el gobierno, fue que la pensión básica solidaria se comenzaba a pagar en enero de 2020.
  3. b) Dividir puede significar la no discusión del problema mayor, que es el empobrecimiento de la clase media producto de su jubilación. Mejoraremos efectivamente a unos 600.000 pensionados; pero ignoramos a más de 2.500.000 personas de clase media empobrecida.

Por ello, es tan urgente mejorar la pensión básica solidaria, como mejorar las pensiones de la clase media.

2.- Llamamos al gobierno a cumplir su palabra, y llegar a un acuerdo urgente  para:

  1. a)   Subir la Pensión Básica Solidaria (no contributiva) a $167.000.- a partir de enero del 2020, e iniciar un proceso que a fines del segundo año permita que la Pensión Básica Solidaria alcance a $200.000.-
  2. b)  Pilar Contributivo:

Dijimos:

–    Ni un peso más para las AFP y cumplimos. Queremos que se ratifique urgente la creación del ente público, que tenga las atribuciones del Consejo de Ahorro Colectivo del Proyecto de la Expresidenta Bachelet que administre estos recursos.

– Queremos que se cumpla el acuerdo para incorporar solidaridad intergeneracional y sistema de reparto que convierta nuestro sistema previsional en un sistema mixto. Para ello propusimos al gobierno un aumento de cotización de 5 % de cargo del empleador, en 3 puntos para capitalización individual, y 2 % para solidaridad, que vía transferencia se repartan entre los actuales jubilados.

Sin perjuicio de eso, hemos solicitado al Gobierno el aporte del Estado, con una cantidad similar al que hace a las pensiones básicas solidarias, igualando de esa manera, por parte del Estado, el aporte que realizarán los empleadores.

Esta es, sin duda, la única manera de mejorar sustancialmente las pensiones de la clase media.

  1. c) Resolver el tema de la necesidad de una mayor y mejor regulación de las AFP y resolver la famosa tabla de mortalidad que podría ayudar también a mejorar las pensiones de la clase media.
  2. d)   Iniciar la inmediata discusión de un procedimiento que autorice el retiro anticipado de fondos en casos excepcionales, por motivos justificados y en un porcentaje a definir.