Interponen querella en caso de mujer de Fresia que fue atacada por su ex pareja

Por femicidio frustrado. En el documento se solicita una serie de diligencias testimoniales y periciales, apuntando a la posible premeditación del hecho. Seremi de la Mujer, Viviana Sanhueza, adelantó que buscan el máximo de sanción penal para el agresor.

Una querella criminal por el delito de femicidio en grado de frustrado presentó este viernes el Servicio Nacional de la Mujer y Equidad de Género (Sernameg), por el ataque que sufrió una mujer de 47 años en Fresia en manos de su expareja, el que mantiene a la víctima internada en el Hospital de Puerto Montt.

El hecho que se registró el 9 de septiembre cuando el agresor de 41 años ingresó por la puerta posterior al domicilio de su ex conviviente, para atacarla con un cuchillo en su cuello, manos y tórax, para luego darse a la fuga e intentar quitarse la vida.

Hasta el juzgado de Garantía de Puerto Varas llegó la seremi de la mujer y equidad de Género, Viviana Sanhueza, la directora regional (S) de Sernameg, Kattia Galindo, el abogado del servicio y encargado regional de femicidios, Marcelo Urra, junto a hijos y hermanos de la víctima.

Según explicó la seremi Sanhueza, la acción judicial se enmarca en “la misión del Servicio de la Mujer y la Equidad de Género, de prestar todo el apoyo a las víctimas de violencia intrafamiliar y su familia, en materia social, aspectos reparatorios y jurídicos. Con esta querella estamos buscando el máximo de sanción penal para su agresor, siguiendo la tolerancia cero frente a cualquier hecho de violencia contra la mujer, que impulsa el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera”.

La secretaria regional indicó además que existen aspectos fundados para apuntar a una premeditación del hecho, ya que sólo horas antes que el agresor concretara su ataque, la víctima había concurrido a la Tenencia de Carabineros de Fresia a estampar una denuncia por amenazas de muerte. Por ello se solicita en la querella realizar diligencias periciales y testimoniales en esa línea.

Por su parte, el abogado Urra detalló que “ingresamos una querella por un delito que tiene una pena de 10 a 15 años de presidio, ya que creemos que el imputado tuvo la intención de causar la muerte a la víctima, solicitando además que el imputado permanezca en prisión preventiva durante todo el transcurso de la investigación”.

El profesional agregó que no se descarta ampliar la querella a los delitos de amenazas y violación de morada, “ya que la dinámica de los hechos también podría configurarse esas figuras”.

El imputado por el caso que fue formalizado esta semana en el Hospital de Puerto Montt, dejó el centro asistencial este viernes ingresando al penal concesionado de Alto Bonito en prisión preventiva.